Etiquetas

, , , ,

Está claro que hoy en día los desahucios son un problema social en nuestro país. En 2012, según hemos analizado en el Colegio de Registradores, se produjeron 115 desahucios al día, un dato que refleja que en el año pasado 30.034 primeras viviendas pasaron a ser posesión de los bancos. Esta cifra además refleja, que tan sólo a uno de cada cinco se le aceptó la dación en pago, es decir, un 80% de los desahuciados no sólo perdió su casa, sino que además conserva las deudas.

Los intentos en minimizar los desahucios se realizan en paralelo al intento del PP de desvirtuar la Iniciativa Legislativa Popular (ILP) en cambiar la ley hipotecaria. Una ley que hay que añadir que es, ilegal e injusta, según ha afirmado hasta la Justicia Europea.

Si hay datos que hasta ahora estaban en el tintero, lo que sí que podemos afirmar, es que el Colegio de Registradores, lamentablemente ha podido confirmar el escalofriante dato de 30.034 primeras viviendas que pasaron a manos de los bancos en 2012. A todo esto debemos añadir, que la cifra final, es algo superior, en estos datos están exentos garajes, trasteros, locales y naves.

¿Quedan datos en el aire? Hemos de hablar también de los antiguos que perdieron su vivienda, pero que “afortunadamente” llegaron a un acuerdo con la entidad financiera para poder seguir viviendo en alquiler, donde lo que hasta el momento era su propiedad. El alquiler al antiguo propietario, es un método que se está utilizando en ciertas ocasiones cuando se acepta la dación en pago. Sin embargo, tal y como podemos afirmar, sólo en uno de cada cinco casos es aceptado.

Muchos de los que desafortunadamente han sido desahuciados, pueden “achacar” su causa en las numerosas hipotecas impagables por pisos sobrevalorados en su día durante el boom inmobiliario, la gran mayoría son jóvenes e inmigrantes que comenzaron su inserción en el mercado laborar a finales de los 90 y la primera década de 2000.

Anuncios